¿Mezcal o tequila? Descubre la diferencia entre ambos destilados

¿Mezcal o tequila?
Descubre la diferencia entre ambos destilados 

Empecemos por lo primero, tanto el mezcal como el tequila son bebidas alcohólicas destiladas originarias de México, pero tienen diferencias significativas en términos de origen, proceso de elaboración, sabor y regulaciones legales. Aquí hay algunas diferencias clave entre el mezcal y el tequila:

Origen geográfico:

El tequila se produce en la región del mismo nombre dentro del estado de Jalisco. Es decir, tiene denominación de origen. Si bien el mezcal también cuenta con denominación de origen, ésta es más amplia. Así el mezcal se produce en varias regiones de México; principalmente en Oaxaca, pero también en estados como Guerrero, Durango, San Luis Potosí,  Zacatecas, Guanajuato, Tamaulipas y Michoacán.

Materia prima: El tequila se elabora exclusivamente a partir del agave tequilana Weber, mejor conocido como agave azul o agave azul tequilana. Este agave debe ser cultivado en las regiones designadas por el Consejo Regulador del Tequila (CRT).

El mezcal puede elaborarse a partir de una variedad de agaves como espadín, tobalá, tobasiche, arroqueño, entre otros.

Proceso de elaboración:

El proceso de producción del tequila involucra principalmente la cocción al vapor del corazón del agave (piña), la extracción del jugo fermentado, la destilación y, en algunos casos, el envejecimiento en barricas de roble.En la producción de mezcal, las piñas de agave se cuecen en un horno de tierra con piedras calientes, lo que le da un sabor ahumado característico. Luego se muelen, fermentan y destilan en alambiques de cobre.

Sabor y aroma:

El tequila generalmente tiene un sabor más suave y dulce, con notas que pueden variar desde cítricos y frutas tropicales hasta vainilla y caramelo, dependiendo del tipo de tequila y su proceso de envejecimiento. El mezcal puede tener una amplia gama de sabores que van desde lo robusto, lo ahumado, lo herbáceo y lo terroso, hasta los sabores frutales y especiados. 

Así, aunque el tequila y el mezcal comparten algunas similitudes, como ser destilados de agave y tener origen mexicano, existen diferencias notables en términos de materia prima, proceso de elaboración, sabor y aroma, lo que hace que cada uno tenga su propia personalidad distintiva. 

Leave a comment